Riesgo país y país en riesgo

La clasificación  crediticia de Honduras por  la firma Moody’s ha causado preocupación entre la hondureñidad.

Desafortunadamente la mayoría de nuestra población no se ha  interesado en  estos temas, pese a contar actualmente con  herramientas   como  la Internet, que permite tener acceso a distintas fuentes de  información.

La historia nos enseña que en los últimos veinte años, Honduras ha sufrido  crisis económicas de enorme magnitud,  que han afectado negativamente su desarrollo.

Conviene hacer un recuento de estas crisis y la forma en que se manejaron:

Crisis de 1993- ultimo año de gobierno del Presidente Rafael Leonardo Callejas.

En términos de indicadores  macroeconómicos se refleja así:

Déficit 1993:  10.5%,

Depreciación de la moneda 1990- 1993: 100%

Activos de Reserva Oficial 1993: cobertura para menos de un mes de importaciones

Déficit  en el  suministro de energía, por la falta de operación de la represa  El Cajón.

Esto provoco que el PIB percápita  disminuyera de $792 en 1993 a $754 en 1994

Todos los datos arriba mencionados se pueden confirmar ingresando vía Internet a  los archivos del FMI, CEPAL, Departamento de Estado de USA,  Librería del Congreso USA, SIECA, Banco Mundial, BID, OECD.

Manejo: ayuda de los organismos financieros internacionales, como el FMI y  el BID, y  de gobiernos amigos como el de USA en lo relativo al apoyo presupuestario y de balanza de pagos,  aplicación de reformas fiscales (nuevos impuestos) y la  compra de energía  a compañías privadas (establecimiento del parque térmico privado para generación eléctrica)

  

Crisis de 1998 –  Provocada por el  Huracán Mitch

El huracán Mitch destruyo gran parte de la infraestructura física de Honduras, como ser puentes, carreteras y la ciudad de Tegucigalpa, pero afortunadamente los  puertos marítimos y aéreos  se mantuvieron operando,  como también el sector productivo nacional, con un gran apoyo del sector financiero publico y privado, que siempre mantuvo operaciones.

Indicadores macroeconómicos:

El déficit   fue de 8.5%, generado  por los gastos en dicha emergencia.

El PIB percápita de 1999 no sufrió una disminución debido a la inversión publica en proyectos de infraestructura, que permitió mantenerlo en igual nivel que el año 1998.

Manejo: se contó con el apoyo incondicional y solidario de la comunidad internacional, primero en las labores de  rescate, luego  en la reconstrucción física del país, finalizando con la condonación de la mayor parte de la deuda externa del país.

Se  decidió que el monto de las ayudas monetarias  que recibiera el país en dólares, se manejarían en cuentas en el extranjero (esterilización) para evitar la inflación que  generaría el  convertir dichos dólares en lempiras.

 

Crisis Política del  2009 –  Remoción del Presidente Manuel Zelaya.

La remoción del Presidente de la República provoco que  la comunidad internacional calificara el suceso como Golpe de Estado y  suspendiera relaciones diplomáticas con Honduras,  cancelando sus  ayudas económicas  y cerrando el  financiamiento de los organismos financieros, especialmente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), cuyos estatutos indican que para  recibir financiamiento,  los países deben ser miembro de la Organización de Estados Americanos (OEA).

Indicadores macroeconómicos:

Déficit: entre 7.5 y 8%, debido a la existencia de una deuda flotante no cuantificada

El  crecimiento del PIB   paso de 4% en 2008 a  (-2.5%) en el 2009

El PIB per cápita  disminuyo de $ 1,917  en  2008 a $ 1,879  en 2009

Crecimiento del endeudamiento interno de Lps 12,807 millones en el 2008 a Lps 22,998.3 millones de Lempiras en el 2009.

Manejo: se implemento una campaña publicitaria para hacer creer a la población que Honduras no necesitaba el apoyo de la comunidad internacional para mantener a flote su economía y no crear un pánico financiero. Se recurrió al endeudamiento interno para hacer frente a los gastos del gobierno debido a la cancelación de las ayudas y donaciones internacionales. Se llevo a cabo el proceso electoral que permitió la instalación de un nuevo gobierno.

Periodo Enero 2010 a  Marzo 2013.

El gobierno actual  consigue insertar a Honduras nuevamente en la comunidad internacional, abriendo la posibilidad de obtención de nuevas ayudas y prestamos al país, así como la posibilidad de atracción de nuevas inversiones.

Desafortunadamente, ha incrementado el gasto público en una forma desproporcionada con relación al crecimiento del Producto Interno Bruto  y los ingresos corrientes, tal como se observa en el crecimiento del presupuesto de la Administración Central para los años     2010 – 2013

Presupuestos Administración Central – Millones de Lempiras

2010        2011           2012           2013

68,230   75, 675      79,558       90,540

Indicadores macroeconómicos:

Déficit 2012:  6.0 –  6.5%

Depreciación de la moneda 2012:  5%

Activos de reserva oficial al 21/02/2013: $ 2,657 millones, equivalente a 2.8 meses de importaciones

Crecimiento del PIB 2012:  3.5%

Deuda Interna: Lps 37, 420 millones en el 2010 a  Lps 54,522 millones en el 2012

Deuda Externa: $ 2,696 millones en el 2010 a $ 3,500 millones en el 2012.

Manejo: Para financiar el crecimiento presupuestario de la administración Central se han aplicado a lo largo de tres años  varias medidas de ajuste estructural (incremento a impuestos y tasas existentes  y creación de nuevos impuestos y tasas), se ha recurrido al endeudamiento interno y externo, así como al mecanismo de depreciación de la moneda.

No  debe sorprendernos  que quienes tienen como trabajo analizar las cifras macroeconómicas del  país para asignarle una calificación de riesgo, indiquen que Honduras es  un país en riesgo.

La gran interrogante es ¿que haremos los hondureños para cambiar esta situación que vivimos ?

Marzo 2013.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.